Captura de pantalla de "El Mundo" donde están subrayados los errores.

Erre que erre

Entiendo que muchas veces la inmediatez de un suceso pueda provocar errores accidentales a la hora de escribir las noticias: Todo el mundo quiere ser el primero en  mostrar la exclusiva y a veces estas llegan con demasiada premura y sin previo aviso.

Eso no quiere decir en absoluto que para ello tengamos que fusilar en sentido figurado (o lapidar, ya que hablamos de cosas geológicas) el lenguaje o la verdad científica. Hoy, de nuevo, El Mundo, volvía a cometer 5 errores… ¡en el texto de una imagen sobre el terremoto de Chile!

Captura de pantalla de "El Mundo" donde están subrayados los errores.

Captura de pantalla de “El Mundo” donde están subrayados los errores.

Primero voy a empezar por los errores de las siglas.  El primero y más destacable es el del USGC. Supongo que querrían decir USGS, que sería el término correcto, pero lo peor es que la imagen (que muestra con la mirilla el epicentro del terremoto) no está extraída del USGS, sino de la página web del Pacific Tsunami Warning Center (o PTWC) por sus siglas. Seguramente a nadie le importen este tipo de cosas, pero si uno quiere acudir a la referencia original, claramente no va a encontrarla.

Para más INRI (ahora que se acerca la Semana Santa), en el pie de foto dicen que es una fotografía, cuando es simplemente un mapa con los epicentros de los últimos terremotos de magnitud mayor de 6.

Por si fuese poco, la agencia de la que depende el PTWC es la NOAA (National Oceanic and Atmospheric Administration) y ¡tachán!, ellos han escrito NOOA. Entiendo que con las prisas uno pueda ir un poco despistado, ¿pero tanto?.

Y para el colmo de los colmos, vuelven a confundir magnitud e intensidad… ¡y nombrar la escala Richter!. No sé de donde han sacado lo de la escala Richter, porque si han visto la información del USGS la escala que hace uso para esta magnitud, y lo pone bien claramente, es la magnitud momento (Mw) y de la que hablaremos un día con más detenimiento. Por cierto, Richter no tuvo nada que ver en la definición de esta nueva magnitud, sino que fueron Hanks y Kanamori quienes la propusieron allá por los años 70.

Por supuesto, aprovecho para reponer el videoblog con la diferencia entre la magnitud y la intensidad… por si alguien en la redacción de El Mundo quiere aprender la diferencia:

httpv://www.youtube.com/watch?v=_sGGYmrKP6U

Comments

  1. Pingback: Bitacoras.com

  2. Te entiendo perfectamente, a mí también me saca de quicio cuando los periodistas meten la pata de esa manera.
    Esperemos que tomen nota, no se puede decir que se lo pongamos difícil, ¿no?

    Un saludo
    Pedro

Leave a Comment