Sedimentos en la desembocadura del Ebro

Una de nuestras formas costeras preferidas de toda la península es el majestuoso delta del Ebro. Debido a las lluvias que hemos tenido en las últimas semanas, el Ebro lleva una importante carga de sedimentos en suspensión que llega hasta su desembocadura en el Mediterráneo como podemos ver en esta imagen:

En este recorte de la imagen original se puede ver perfectamente como el río Ebro desemboca cargado de sedimentos en el Mediterráneo y como estos son desvíados hacía el Sur por las corrientes. Landsat/NASA.

En este recorte de la imagen original se puede ver perfectamente como el río Ebro desemboca cargado de sedimentos en el Mediterráneo y como estos son desvíados hacía el Sur por las corrientes. Landsat/NASA.

Esta imagen fue tomada ayer día 6 de Diciembre por el satélite Landsat 8, y nos muestra no solo como los sedimentos son transportados por el río, sino que además se aprecia perfectamente como las corrientes marinas desvían estos hacia el Sur, tiñendo de ese “verde” turquesa tan característico las aguas del Mediterráneo. Si queréis ver la imagen en grande, solo tenéis que pulsar sobre ella.

El delta del Ebro y parte de la costa castellonense y catalana son visibles en esta imagen tomada ayer día 6 de Diciembre por el Landsat 8. Landsat/NASA.

El delta del Ebro y parte de la costa castellonense y catalana son visibles en esta imagen tomada ayer día 6 de Diciembre por el Landsat 8. Landsat/NASA.

En la imagen completa, entre otros detalles se pueden observar puertos como el de Benicarló, Vinaroz e incluso el tómbolo de Peñíscola, otro de los grandes clásicos de la geografía costera de nuestro país.

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.