Los carbonatos del meteorito ALH84001 se formaron en un ambiente templado, en presencia de agua y cerca de la superficie

A pesar de las evidencias que hoy tenemos respecto a que en algún momento de la época Noachiense el agua fluyó sobre la superficie de Marte (sobre todo por las formas geológicas que se observan en la superficie del planeta) había sido imposible restringir la temperatura de estos ambientes acuosos sin un grado de incertidumbre muy grande (de hecho, en anteriores estudios los rangos de temperaturas oscilaban desde por debajo del punto de congelación hasta los 700ºC).

Uno de los principales problemas sobre la existencia de flujos de agua estables en la superficie de Marte es que los modelos climáticos de Marte durante el Noachiense no encajan con la temperatura que tuvo que haber para mantener los flujos de agua estables que han formado las evidencias geológicas de estos.

Pues bien, un equipo de científicos del California Institute of Technology y de la Universidad de California han sido capaces de resolver la temperatura a la que precipitaron los carbonatos secundarios que aún se conservan en el famoso meteorito ALH84001.

Usando una técnica de termometría isotópica, se ha descubierto que los carbonatos precipitaron a una temperatura de aproximadamente 18ºC, y que además se formaron en un cuerpo de agua a pocos metros bajo la superficie mientras esta se evaporaba. A pesar de que la temperatura fuese adecuada para la vida, dicen los investigadores que la efímera naturaleza de esta sigue dejando abierta la cuestión de la habitabilidad.

Para quien no lo recuerde, el meteorito ALH84001 es el famoso meteorito que en 1996 saltó a la portada de todos los periódicos por la posibilidad de tener microfósiles en su superficie, y que desde entonces ha sido sometido a diversos estudios tanto para determinar si las estructuras que aparecen en su superficie eran de origen biológico, como para intentar conocer detalles sobre las condiciones que habían en Marte en el momento que fue arrancado de su superficie, aproximadamente hace 3900-4000 millones de años.

El artículo “Carbonates in the Martian meteorite Allan Hills 84001 formed at 18 ± 4 °C in a near-surface aqueous environment” ha sido publicado en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences of The United States of América y cuyo resumen podéis leer aquí.

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.